EL ROSARIO A LOS ENFERMOS

Fue una iniciativa del hermano mayor un día que llevando a un enfermo en su ambulancia le prometió a este que pondría un rosario con sus iníciales para que nuestra Santísima  Madre le ayudase a reponerse.

Cuando el enfermo quedo con el hermano mayor para recoger su rosario, el enfermo  le comento  que no sabría como agradecerle tan bonito detalle,  y este le dijo que por qué no entregaba el otro para otra persona necesitada y así hacer una cadena de rosarios.

La hermandad manda grabar las iníciales de las personas encomendadas y el que lo recoge entrega otro sin iníciales para otros  enfermos,

Nuestra Santísima Madre siempre tiene Rosarios por peticiones de los enfermos, y esos rosarios son entregados a ellos el día ocho de diciembre día de la Inmaculada Concepción día de María.

En sus peticiones la hermandad pide por todos los enfermos que están con Rosarios pero si por circunstancias de que ese enfermo tiene que regresar al hogar del señor se le pide para que su trance o paso al otro lado sea sin sufrimiento y con mucho amor.